Bariloche, martes 19, junio 2018
   │  » Ver pronóstico

Estética sin Cirugía - Dra. Ayeray C. Juan de Val

¿Qué es: Plasma Rico en Plaquetas (PRP)?

¿Qué es: Plasma Rico en Plaquetas (PRP)?





 

El plasma rico en plaquetas forma parte de lo que se conoce como terapias regenerativas, que son aquellas que trabajan en base a elementos biológicos extraídos del propio cuerpo, como células madre o plasma.

Es un potente concentrado que estimulan la regeneración tisular.

El Plasma rico en plaquetas es una fracción de la sangre en donde se concentra la mayor cantidad de plaquetas, mediante un proceso de centrifugado se separan dichas plaquetas, se activan y se extraen de ellas los factores estimulantes del crecimiento.

Se obtiene gracias a una técnica que implica la centrifugación de la sangre autóloga (es decir, tomada del mismo paciente) dentro de un proceso que termina con la producción de una parte del plasma con una alta concentración de plaquetas.

El concentrado de plaquetas así obtenido se aplica al mismo paciente para estimular la producción de factores de crecimiento que intervienen en la regeneración y reparación del tejido y una mejor cicatrización.

Se utiliza desde hace muchos años, con éxito, como la regeneración de los tejidos dañados, tales como en la cirugía maxilofacial y oral, en oftalmología, en la terapia de las úlceras crónicas de la piel.

Como así también la modulación de la inflamación y la formación de nuevos vasos sanguíneos.


Bases racionales para su utilización:

Desde hace tiempo los conocimientos de filosofía y hematología coinciden en que las plaquetas están implicadas en la vigilancia de los vasos sanguíneos, cuando se presenta una lesión.

Las plaquetas que van circulando por el interior del vaso sanguíneo, detectan un corte o una lesión “avisan” a otras plaquetas para que, acudan al lugar de la lesión para formar un tapón hemostático o coágulo.

Luego se produce la descarga de los factores de crecimiento, lo que producen la reparación de la herida.

Este maravilloso mecanismo natural, esta preciosa información y sustancia se utiliza actualmente en casi todas las especialidades en medicina.

 

Historia:

En 1987 el PRP, fue utilizado con éxito en operaciones cardiacas para disminuir el sangrado.

Desde aquel momento hasta ahora, debido a su capacidad para estimular la regeneración tisular hace que el método sea aplicable en muchos campos médicos, se han desarrollado innumerables aplicaciones en odontología, traumatología, medicina deportiva, curación de heridas, regeneración de úlceras y cirugía plástica reconstructiva y estética.


Plasma rico en plaquetas (PRP) y Medicina Estética:

El plasma rico en plaquetas (PRP) es una de las últimas innovaciones en el campo de la medicina regenerativa y estética para el suavizado de arrugas, el fortalecimiento de la piel y la bioestimulación, tratamiento de los tejidos cutáneos y subcutáneos para mejorar la apariencia de las áreas, tales como las mejillas, contorno de los ojos y alrededor de los ojos, el cuello.

Este extracto es rico en ingredientes activos que promueven el rejuvenecimiento de las capas profundas de la piel, lo que reduce las arrugas existentes y evita la aparición de otras nuevas.

El primer paso en el tratamiento con PRP es preparar la sangre, que contiene una alta concentración de proteínas y plaquetas capaces de promover la regeneración celular, la producción de colágeno y el rejuvenecimiento de la piel, para ser inyectada en la zona a tratar.

La inyección subcutánea de PRP activa las células del tejido conectivo (fibroblastos), que a su vez estimulan la producción de elastina y colágeno.

La formación natural de ácido hialurónico aumenta, lo que lleva a la retención de una mayor cantidad de agua y, por lo tanto, a una humedad más alta.

El PRP inyectado también atrae células madre, que activan la regeneración tisular y el proceso de formación de colágeno.

Resultado: mejor textura, rejuvenecimiento de la piel y el tejido celular desde el interior hacia el exterior.
Las arrugas son suaves, la piel se ve más saludable y fresca.
 

Las áreas de aplicación del PRP incluyen:

Optimización del color, textura, suavizado de la piel y reducción de arrugas.

Recupera la elasticidad, la frescura y luminosidad de la piel.

Estimulación del crecimiento del cabello.

Aceleración en la curación de heridas críticas.

Mejora la celulitis.

A nivel muscular logra mejorar el tonismo y la función.

A nivel articular, logra mejorar los signos de artrosis, artritis.


El tratamiento con PRP es completamente natural y altamente efectivo: dado que el PRP es una sustancia autóloga (es decir, del propio paciente), no hay riesgo de reacciones alérgicas.

Es indoloro ya que se anestesia la zona a tratar.

Los únicos efectos secundarios posibles podrían deberse a la inyección misma (es decir, un leve enrojecimiento o un pequeño hematoma en el sitio de la inyección).

A diferencia de otros métodos de tratamiento, el tratamiento con PRP arroja resultados que pueden durar hasta dos años.

El efecto es de larga duración, incluso si toma un poco más de tiempo que otros tratamientos para hacerse visible.

 

Preguntas frecuentes:

¿Cualquier persona puede hacerlo?

Sí, indicado para ser aplicado en pieles maduras que presenten signos de envejecimiento o en pieles jóvenes con marcas de acné.
De todas maneras deberás consultarlo con el médico, quién te examinará y te aconsejará las medidas a tomar.

¿Cuánto dura el proceso? ¿Puedo realizar mis actividades normales al día siguiente?

El tratamiento dura alrededor de una hora aproximadamente.
Puedes quedar un poco hinchada y en algunos casos presentar un poco de moretones pequeños producto de los pinchazos.
Pero al día siguiente puedes realizar tus actividades normales.

¿Duele? ¿Dónde te aplican el PRP?

Es soportable.
Previamente te aplica una anestesia local para adormecer un poco la zona a tratar.

¿Qué cuidados debes de tener luego? ¿Cuándo veo los resultados?

Aunque podrías comenzar a ver tu piel más lozana y hasta luminosa al día siguiente, los resultados visibles promedio es de 3 días.
Se recomienda tomar bastante agua y no olvidar de aplicar pantalla solar cada 3 horas si es que el procedimiento fue realizado en el rostro (no importa si estás frente a una pantalla de una computadora o al aire libre).

¿Cada cuánto es recomendable hacer este proceso?

Dependiendo del estado de tu piel (las arrugas, manchas o flacidez) puede ser 1 o 2 veces al año.
Cada 6 meses sería lo recomendable.

Recuerda que la piel comienza a perder colágeno con la edad y este tratamiento ayudará a su capacidad de regeneración celular.

Se puede aplicar a modo de tratamiento preventivo, en el caso de las pieles más jóvenes.


Dra. Ayeray Juan de Val
Médica Cirujana Plástica

Especialista en Cirugía Plástica Estética y Reparadora, Cirugía Plástica Adolescente, siendo además creadora de técnicas propias de alta efectividad.

Miembro senior de la Sociedad Argentina de cirugía plástica y de la Sociedad de Cirugía Plástica de Buenos Aires.

La información disponible en esta página tiene por finalidad describir las características generales de la atención que brinda a sus pacientes la Dra. Ayeray Juan de Val.

Esta información no reemplaza el consejo médico de otros especialistas en la materia y no pretende modificarlo, ya que cada profesional conoce a sus pacientes por haberlos tratado personalmente.

La información suministrada no es exhaustiva, ni completa, por lo tanto no resulta recomendable que el paciente tome decisiones basándose en ellas sin consultar al especialista.

Más información en mi sitio web: pango.agency/ayeray/

Consultorio Privado en San Carlos de Bariloche:
Avenida Belgrano 100 - Piso 2 B
Teléfono: (294) 4430723

 

Estética sin Cirugía - Dra. Ayeray C. Juan de Val

Dirección: Av. Belgrano 100 - Piso 2 B
Tel: (294) 4430723

  Galería de fotos

últimas notas


Arriba