identificarme


Click aquí para registrarte
¿Olvidaste tu clave?

Datos del Anunciante

Descubriendo el Mundo del Té



Descubriendo el Mundo del Té

Los beneficios del té verde

Los beneficios del té verde





El té verde se consume en Asia mas que el agua. Se acostumbra a acompañar cada comida, se toma durante el día, se toma todo el tiempo, como nosotros el mate. Es la infusión compañera de los asiáticos.
Pero el té verde fue conquistando el mundo no solo por su noble sabor sino más bien por sus cualidades benéficas para la salud.

El té verde es uno de los tres tipos de té de la familia de la camelia que no se oxidan. Eso genera que tenga una más alta concentración de una catequina del grupo de polifenoles llamada galato de epigalocatequina (EGCG).
Esta catequina es más abundante en el té verde y es un potente antioxidante recomendado en dietas alcalinas, de reducción de peso y otros trastornos como mantener el sistema urinario en buenas condiciones, reducir triglicéridos elevados, prevenir el envejecimiento fisiológico del cerebro, favorecer los procesos digestivos, prevenir el deterioro cognitivo, prevenir caries, entre otros.

Por otro lado, si bien tiene xantinas, (llamadas “teína” en el té y “cafeína”en el café) el porcentaje es mucho más bajo. Para que tengamos una referencia el té verde tiene 8,5 veces menos de xanticas que el café por lo que la teína puede estar presente pero no llega a estimular el sistema nervioso como el café.

La diferencia que tiene el té verde respecto del negro y otras infusiones radica en su proceso de producción.

Proceso del té verde

El té verde a diferencia del té negro, el pu her, el oolong, es un té que no pasa por el proceso de oxidación de las hojas. Este proceso, que significa dejar las hojas recién cosechadas al contacto con el oxigeno para su correspondiente “oxidación” es un marchitado natural y dependiendo del productor se deja varias horas. Este proceso cambia la composición química del té reduciendo los polifenoles y aumentando las xantinas, que es lo que entendemos como “teína” y aumentando la teoflavina y teorubina que son las que aportan sabor, aroma y color de cobre a terroso la infusión.
Esta es la razón por la cual el té verde al igual que el blanco y amarillo (que compartiremos en otro post) conserva esta importante cualidad antioxidante.
En este simple proceso podemos lograr, graduando el tiempo de oxidación, miles de distintos sabores del té negro.
Pero el té verde no pasa por allí y sigue de largo de la cosecha al secado, momento en el cual a ser sometida las hebras a altas temperaturas por unos minutos estás pierden la humedad sellando las hojas con las cualidades que vienen de la planta sin tanto cambio químico.
Diferencias en China y Japón
Hay distintas formas de hacer este proceso. Por ejemplo el proceso de secado en Japón se suele realizar como un escaldado, que es al vapor. Se conoce también como “proceso killer” porque inactiva las encimas de las hojas lo que evita el “pardeamiento enzimático” (el oscurecimiento de las hojas, propias del té negro). En China en cambio este proceso suele hacerse tipo “asado” es decir al wok, cuando a altas temperaturas se saltean las hojas moviéndolas para que no se quemen. Este proceso puede repetirse varias veces según el productor y cambiar los tiempo de exposición de las hojas a distintas temperaturas, con lo cual, también termina cambiando el sabor final.

Es muy interesante ver que tenemos tantos sabores de té verde como tierras en el mundo que estén cosechando té verde, como procesos de producción y manufactura puedan realizarse. Así tenemos té verde con sabores mas herbáceos, otros más florales, otros mal algales, otros más cítricos, otros más dulces, otros más picantes o de distinta astringencia.
Pero todos comparten que conservan más que muchos otros alimentos naturales estas cualidades antioxidantes que tienen muchísimos beneficios para la salud.

¿Nos oxigenamos un poco?
Algo importante para tener en cuenta a la hora de elegir los alimentos que consumimos día a día es pensar en esto.
En estas últimas generaciones las personas estamos más expuestas a la necesidad de trabajar, no solo por una cuestión de acceso a recursos sino también porque nos hemos vuelto adictos a llenarnos de trabajo y actividades.
Claramente estamos inmersos en una cultura que necesita reaprender a tomarse momentos de ocio, momentos para uno mismo, momentos de contemplar, de meditar, de hacerse preguntas o de hacer nada. Estos momentos de calidad con uno mismo son necesarios para que el cuerpo, la mente, las emociones y todo nuestro sistema integral pueda recomponerse del estrés diario al que nos sometemos. Es el tiempo en que vuelve a llenarse la fuente luego de estar constantemente exprimiéndola para poner la energía en cumplir las obligaciones o actividades que nos demandan y a las que voluntariamente nos sobreexponemos.
Este “impasse”, digo este “in-paz”, es el momento que tiene la mente, el cuerpo y las emociones para reciclarse, para oxigenarse. Y esta oxigenación es fundamental para nuestra vitalidad, nuestra salud y nuestra calidad de vida.
Desde el punto de vista del Ayurveda nos alimentamos todo el tiempo. De lo que ingerimos, de todos nuestros sentidos. Y tenemos muchos problemas por alimentarnos mal como por sobrealimentarnos.
Sin esta oxigenación para la mente, sin esta oxigenación para el cuerpo nos volvemos un cuerpo cansado y enfermo y una menta agotada y, terminamos tóxicos.

Hoy tenemos muchas marcas Argentinas que ofrecen té verde en el mercado. Recomiendo particularmente el té en hebras que resulta una infusión mas armónica, con menor acidez y astrigencia para nuestro paladar. Podemos adquirir té importado pero también es importante saber que Argentina tiene magnificas plantaciones de té con tecnología de avanzada que iguala a Japón en algunos casos. Por lo que está a nuestra disposición un té de muy buena calidad y sin pesticidas, ya que en Argentina la mayor parte de la producción de té es realizada sin agrotóxicos.

Entonces el té verde nos enseña sobre el mundo porque cada té es inigualable según su origen, su producción, su geografía y clima. También es generoso porque es una bebida saludable que nos va a ayudar a oxigenar nuestras células aportando salud, evitando el deterioro de nuestro cuerpo y evitando enfermedades o ayudando a restauran un cuerpo ácido para que retorne a su equilibrio. Y por último, es un mensaje de la naturaleza recordándonos que tenemos al alcance de la mano esta posibilidad de elegir mejor con nosotros mismos.

Ana Luz Morales Tea Sommelier
Directora de Vedanna - tea & natural goods
Ayurvedic Blender

Descubriendo el Mundo del Té

Té verde con jengibre y limón

INGREDIENTES 1 cucharadita de té verde 1 rebanada de limón 1 rebanada de jengibre 1 cucharada d ...

Leer más




TIPS PARA PREPARAR UN BUEN TÉ

El té es la segunda bebida mas consumida en el mundo y en Argentina vamos incorporando esta infusión en nuestra vida coti ...

Leer más




1/2

El té en nuestras comidas. Un maridaje sabroso y saludable.

Desde la antigüedad a los tiempos de hoy que en oriente se come con té aunque desde occidente esto nos resulte una costumbr ...

Leer más




Receta de Chai, un blend Indio ideal para el inverno.

El Chai es un blend de la India. Se trata de un blend con base en el té negro y especias picantes. Este blend de té tiene ...

Leer más




Afternoon Tea y Teanner. Costumbres del té para cada momento.

El Afternoon Tea o Té de la Tarde es una costumbre que transcendió la famosa “merienda” inglesa a las mesas d ...

Leer más




Té helado, una manera saludable y rica de refrescar el verano

Si bien no se puede precisar exactamente quien fue el inventor del té frío, hay registros que ...

Leer más





Arriba
© Copyright 2006-2018 Barilochense.com - Todos los derechos reservados

Barilochense.com no se hace responsable y puede no compartir ideológicamente con las notas y opiniones aquí publicadas.